Branding personal: marca la diferencia

Todos tenemos una marca personal, una imagen que proyectamos a los demás que nos identifica y nos clasifica en función de cómo nos perciben. Con el crecimiento de las redes sociales y la globalización que permiten, aún con más motivo, debemos trabajar adecuadamente esa imagen para que se nos reconozca por lo que de verdad somos. Será la manera de poder definir nosotros mismo cómo queremos que se nos perciba.

El problema que frecuentemente se plantea es: por dónde empezamos en una estrategia de comunicación y potenciación de branding, por los individuos que componen la empresa o por la de la propia empresa?. La respuesta no por sencilla parece obvia en muchas ocasiones: por ambos.

Una empresa potenciará su marca personal al máximo si, además de trabajarla y cuidarla adecuadamente, tiene como herramientas para su propia estrategia de branding las marcas personales bien creadas y gestionadas de cada uno de sus trabajadores.

Es claro, por tanto, que la potenciación de la imagen personal de cada individuo, así sea que trabaje dentro de una organización, es beneficiosa y vital tanto para él como para la empresa en la que trabaja.

Todos somos expertos en algo. Debemos identificar ese campo en el que somos verdaderos especialistas, ese que dominamos a la perfección, para trabajarlo a fondo y convertirlo en la espina dorsal de nuestra campaña de branding. Y si no fuéramos expertos en nada, deberíamos plantearnos empezar a serlo. Nunca es tarde y, en un mundo tan competitivo como el de hoy, la especialización es un arma muy bien valorada por nuestros potenciales clientes.

A medida que comencemos a ser conocidos como un experto en un tema o una especialidad en concreto, la gente comenzará a buscar información sobre nosotros y nos pedirá asesoramiento. Es un proceso recurrente que genera más información, posibilidad de llegar a más medios y, por lo tanto, a más gente. El proceso de creación de nuestra marca personal está ya en marcha.

Pero no es suficiente con decir que somos expertos en tal o cual tema y esperar sentados a que vengan a buscarnos. Eso no serviría para nada. Debemos tratar de convertirnos en una fuente fiable de información y, para ello, deberemos producirla, lógicamente.

Necesitaremos conocer a nuestros clientes, averiguar lo que ven, lo que leen, donde se informan… Podemos comenzar por compartir contenidos que sabemos que son del interés para nuestros clientes para fomentar la interacción y el debate.

Deberemos hacerles saber que estamos abiertos a hacer comentarios, que tenemos una sólida opinión sobre ese tema en particular y que podríamos ser considerados si buscan información sobre el mismo en el futuro. Es el momento de mostrar nuestra condición de expertos y la información que podemos ofrecer. Esto no garantiza que nos vayan a contactar, evidentemente, pero es un proceso de siembra en el que deberemos ser constantes para poder obtener resultados a futuro.

Para tratar de acortar los tiempos y, en todo caso, reforzar la creación de nuestra propia marca personal, una opción que se postula como imprescindible hoy en día es la creación de un blog o, mejor aún, una página web con nuestro nombre.

Será el instrumento perfecto para, por un lado poder ofrecer todo nuestro contenido, expresar y demostrar todo lo que sabemos del tema en el que nos queremos posicionar como expertos y, por otro, conseguir que nuestros potenciales clientes nos puedan encontrar online, mediante el posicionamiento de nuestro blog o web en buscadores.

Vincular ese sitio a nuestros perfiles de Google+, LinkedIn, Facebook y/o Twitter será el paso siguiente para mejorar ese posicionamiento y aumentar las probabilidades de que, una vez que nos encuentren de manera más sencilla, la imagen que perciban de nosotros es exactamente la que pretendíamos: posicionarnos como expertos en nuestro tema en cuestión.

No importa el sector en que estemos trabajando ni dentro de qué empresa.  Lo verdaderamente importante, en lo que nos debemos centrar, debe ser siempre trasladar a nuestro público objetivo (y el de nuestra empresa si ese es el caso) que somos la referencia que están buscando, que estamos perfectamente capacitados para resolver sus problemas y que no encontrará a nadie mejor que nosotros para hacerlo.

Eso solo lo lograremos con una adecuada y bien trabajada estrategia de branding personal. Y cuanto más a fondo la hagamos y más la trabajemos, mayores serán las probabilidades trasladar exactamente la imagen que queremos.

#fun4DJ #fun4Break #fun4Branding

Bolas-medio

Por |2016-10-12T20:25:21+00:00noviembre 11th, 2014|#fun4Break, Blog|No hay comentarios

About the autor:

#fun4DJ & CEO en fun4Shoppers || Digital Marketing - Social Media - Web Design - Events&Music - fun4CiberSecurity - Geek & Knowmad || En constante aprendizaje en un mundo en el que lo que hoy vale, mañana está obsoleto - Huyo de los jetas, de los vendedores de humo y de quienes pretenden aparentar - Si necesitas algo de mí, tan solo pídemelo - Creo en las personas - Always searching #PureLife - Si me dices ven, lo dejo todo

Deje su comentario

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.